Lidiando con una Crisis Nacional

May 13, 2021
Education
Health and Mental Care
Family Support
Father and daughter playing together

Por Juliana Gerena, Psy.D. (Directora Ejecutiva y Directora Clínica en Gerena & Asociados), Morgan Branco, M.A., (Terapista de Gerena & Asociados), Sydney Shear, B.A., (Gerena & Asociados)

La conexión mente-cuerpo a menudo se da por sentado. Sin embargo, durante la gran crisis nacional que se está creando a causa de la pandemia del COVID-19, cuando las familias intentan manejar su “nueva normalidad” mientras enfrentan adversidades o angustias, los niños y sus cuidadores manejan esta crisis tratando de mantenerse ocupados, siendo creativos y permaneciendo mentalmente y físicamente saludable. Este tipo de dificultades ofrece una gran oportunidad para observar cómo nuestra salud física afecta nuestra salud mental. Durante los tiempos estresantes, uno puede tener problemas con la memoria. Cuando se libera la hormona del estrés, el cortisol, puede matar las neuronas en la parte del cerebro que crean recuerdos, razón por la cual las situaciones angustiosas a menudo son más difíciles de recordar. Demasiado cortisol también puede disminuir la serotonina, la hormona de la felicidad. Una disminución en la serotonina puede hacer que uno sienta ira y dolor, aumente el comportamiento agresivo y / o conduce a la depresión.

Otro ejemplo de la conexión mente-cuerpo es cuando el aburrimiento, no el hambre, puede hacer que uno busque esa bolsa adicional de papitas fritas. Cuando estamos aburridos, nuestra mente no se da cuenta de que no tenemos hambre, como si nos mantuviéramos ocupados y practicando nuestra rutina normal. Del mismo modo, a veces cuanto más duerme uno, más cansado se siente. Durante una crisis, podemos sentir la tentación de dormir más para pasar el tiempo. Si bien recuperar el descanso es algo bueno, descansar demasiado puede ser contraproducente.

En tiempos de angustia, seguir una rutina puede ayudar a mantener a todos en la familia física y mentalmente saludables. Usted definitivamente puede permitir que usted y sus hijos duerman un poco más tarde, pero trate de inculcar un marco de tiempo consistente para despertarse y comenzar el día para mejorar la productividad y el estado de ánimo. Despertarse a una hora adecuada es el primer paso. Planificar el día en casa con su familia es el siguiente desafio. Sea creativo, manténgase activo y pase tiempo de calidad con ellos. Estas son cosas que a menudo damos por sentado y que podemos practicar en tiempos difíciles. El ejercicio puede reducir el estrés y la ansiedad y mejorar el estado de ánimo y la productividad al liberar endorfinas y serotonina, que es otro ejemplo de la conexión mente-cuerpo. La mente y el cuerpo son aliados poderosos y en tiempos de angustia debe asegurarse de que se conviertan en sus mejores amigos. Los pensamientos y las emociones pueden afectar cómo uno se siente físicamente, y puede ser fácil encontrarse en una “depresión” mientras esté encerrado en casa. Hay muchas maneras para que usted y su familia fortalezcan la conexión mente-cuerpo y se vuelvan creativos para mantenerse “sano” durante los momentos difíciles.

 Aquí hay diez ideas útiles para mantenerse seguro y saludable física y mentalmente en momentos de angustia:

1. Cocine y hornee comidas saludables juntos.

2. Termine un rompecabezas ó un Cubo Rubik.

3. Ajedrez, damas chinas ó juegos de cartas

4. Artes y manualidades

5. Aprenda un idioma extranjero

6. ¡Medite! Intente acostarse con los ojos cerrados, las palmas hacia arriba y concentrarse en la respiración. O pase 20 minutos sentado con las piernas cruzadas y repíta una palabra reconfortante en la cabeza. O imagínese en un “lugar feliz” mientras escucha música relajante.

7. Escriba cartas a personas, especialmente notas de agradecimiento.

8. Haga espacio en la sala y acampe adentro con cobijas, palomitas de maíz y películas.

9. Escriba un libro con su familia. Escoja un personaje y cada miembro de la familia escribe un capítulo acerca de sus aventuras. Léalo en voz alta para todos.

10. Organice una búsqueda de tesoro escondido dentro de la casa.

He aquí cinco ejercicios que usted y su familia pueden hacer juntos para permanecer activos:

1. Gateando como un Oso: Con las palmas y los pies apoyados en el suelo, arquee la espalda para que parezca una mamá oso. Corra con sus hijos por la habitación. ¡Agregue diversión con una competencia! ¿Quién puede “rugir” más fuerte?

2. Saltos estelares: Póngase de pie y luego salte explosivamente en el aire, expandiendo sus piernas y brazos de manera que parezca una gran “X” en el aire. A la altura del salto, asegúrese de exclamar: “¡Soy una ESTRELLA!”

3. Abdominales: Un clásico. No dude en meter los dedos de los pies debajo del sofá o la mesa de centro si necesita un poco de apoyo, o pídale a sus hijos que sostengan los pies y viceversa.

4. Estocadas: Avance y doble la rodilla, colocándola en posición delantera en un ángulo de 90 grados. El objetivo es que la rodilla trasera toque el suelo sin dejar que la rodilla delantera se extienda más allá de los dedos de los pies. Para hacerlo más difícil, lleve a los niños (pequeños) en cada brazo y embista mientras camina por la habitación

5. Plancha (Plank): Con los codos en el suelo y balanceados de puntillas, vaya viéndole los ojos a los demás y observe quién puede durar más. Como diversión, pídale a su hijo más pequeño que se monte en la espalda suya y vea cuánto tiempo dura usted así. 

Share this post

Learn More About CSC Broward

Accessibility Statement

Our organization provides leadership, advocacy and resources to enhance the lives of the children of Broward County and empower them to become responsible, productive adults.

Stay Connected